Sociedad Bíblica Peruana
19/1/2022

DEVOCIONAL DIARIO

Salmo 23.1-5

La segunda parte del versículo 5, usa otra metáfora de la hospitalidad oriental, «Unges mi cabeza con aceite», poner aceite perfumado sobre la cabeza del visitante después de atravesar un camino difícil es, una muestra de hospitalidad. Poner aceite sobre las heridas generadas por un camino duro, era un bálsamo de descanso, recordemos que en aquel tiempo las travesías eran a pie y en zonas semidesérticas, eran travesías duras. De inmediato, el texto nos habla de «Mi copa está rebosando» o «Has llenado mi copa a rebosar», dentro del pensamiento judío, la copa es un símbolo de redención, recordando la salida de Egipto, de la esclavitud, esto lo encontramos en Éxodo 6.6-7. Por eso en la celebración de la Pascua Judía se toman 4 copas, cada una recuerda un elemento de libertad, libertad de la esclavitud, libertad de la mente de esclavo, libertad del individualismo que genera la esclavitud, y la cuarta copa, la libertad de escoger por voluntad propia a Dios como Su Dios.

Jesús cuando instituye la cena del Señor en Lucas 22. 20, toma la última copa, la de la redención, que así se le llama en la tradición judía, y le dice a sus discípulos: «Esta copa es la nueva alianza confirmada con mi sangre, la cual es derramada en favor de ustedes.» La redención fue dada a través de la sangre de Jesús, derramada por nosotros, cuando tomamos la cena del Señor, recordamos que fue por voluntad propia que escogimos creer a Dios, quien dio a su único Hijo para poder ser libres de la esclavitud del pecado para siempre. La copa de la redención está rebosando, llena de vida para cada uno de nosotros, pero cada uno debe escoger por sí mismo.

#SBP #ComparteEsperanza #Jesus #Biblia #LeeViveComparte
Sociedad Bíblica Peruanav.4.18.6
SIGUENOS