Sociedad Bíblica Peruana
25/5/2021

DEVOCIONAL DIARIO

Salmo 68.1-10

Es un salmo de alabanza a Dios, primero por ser el salvador de su pueblo, segundo por sus acciones en beneficio de su pueblo. Inicia el salmo con la expresión usada por Moisés cuando continuaban el camino en el desierto, era una oración y la puedes encontrar en Números 10.35 «¡Levántate Señor y sean esparcidos sus enemigos!. Que huyan de su presencia los que te aborrecen».

En estos versículos muestra que Dios bendice a su pueblo con el fin de bendecir a través de su pueblo a todas las naciones, las bendiciones no para disfrutarlas nosotros y quienes nos rodean. La razón de nuestra alabanza ha de ser que Dios decidió bendecir a su pueblo para que todos los pueblos del mundo fueran benditos, así lo dice la promesa Génesis 12.3 «Bendeciré a los que te bendigan, y maldeciré a los que te maldigan; y en ti serán benditas todas las familias de la tierra».

Fue el plan de Dios desde un inicio, bendecir a su pueblo y a través de ellos bendecir a todas las naciones de la tierra. El énfasis Dios da a todos, derrama su abundancia, da hogar al necesitado, y prosperidad a todos.

¡Agradezcamos a Dios en todo momento!

Sociedad Bíblica Peruanav.4.16.16
SIGUENOS